ENTÉRATE

¿Sabes qué son los derechos y obligaciones en el trabajo?

Marco Franco

0

¿Sabes qué son los derechos y obligaciones en el trabajo?

Al celebrar un contrato de trabajo, tanto los trabajadores como los patrones cuentan con derechos y obligaciones a cumplir de forma equitativa y sin perjudicar los intereses de uno u otro para desarrollarse en su fuente laboral. De esta manera, a todo derecho del trabajador corresponde la obligación del patrón y viceversa, por lo que ambos deben comprometerse a actuar con apego a lo señalado por la Ley Federal del Trabajo en su título tercero y cuarto, y dado a conocer específicamente en los contratos laborales y en los reglamentos internos de las empresas.

Pero, ¿qué es un derecho y una obligación?

Derecho es la facultad que tenemos de exigir aquello que la ley establece a nuestro favor.

Obligación es el deber de corresponder con nuestras acciones. Son exigencias o prohibiciones para realizar o no determinados actos o adoptar una forma de conducta. Su cumplimiento depende de uno mismo e implica ser responsable de nuestros actos.

La base de los derechos del trabajador se encuentra en el contrato laboral, el cual es un derecho esencial y la base que garantiza las condiciones de trabajo.

Con base en ello, entre los derechos de los trabajadores se encuentran:

  • No discriminación de raza, nacionalidad, preferencia sexual, nacionalidad, religión, estado civil, condición social, edad, género y/o discapacidad.
  • Percepción puntual de la remuneración pactada o legalmente establecida. Es el derecho al salario, que deberá abonarse en la fecha y forma convenidos.
  • Derecho a su integridad física y a una adecuada política de seguridad e higiene en el trabajo.
  • Capacitación y adiestramiento para obtener los conocimientos técnicos, así como la habilidad o destreza requeridas para desempeñar su trabajo de mejor forma.
  • Promoción y formación en el trabajo, esto es, la facultad de acceder a un trabajo más cualificado, mejor remunerado, o de mejores expectativas en función de la experiencia y del mérito profesional, y el derecho a obtener permisos para asistir a cursos de formación y perfeccionamiento.
  • Vacaciones y prima de vacaciones, la Ley Federal del Trabajo sostiene que cada trabajador tiene seis días de vacaciones por el primer año de servicio y se suman dos días cada año de trabajo cumplido, hasta los cuatro años. Luego del cuarto año los días de vacaciones aumentan dos días cada cinco años y se tiene el derecho de recibir el 25% adicional de lo correspondiente a esos días de vacaciones.
  • Un día de descanso por cada seis de trabajo.
  • Pago de aguinaldo mínimo de 15 días por año trabajado.
  • Reparto de Utilidades, entre los meses de mayo y junio, las empresas deben pagar a sus trabajadores el reparto anual de utilidades por su participación laboral.
  • Cobro de indemnización en caso de despido sin causa justificada.

Algunas de las obligaciones derivadas del contrato de trabajo son:

  • Cumplir las órdenes e instrucciones del patrón siempre que no sean abusivas o ilegítimas, en el ejercicio regular de sus funciones directivas.
  • Cumplir con las obligaciones concretas de su puesto de trabajo.
  • Contribuir a la mejora de la productividad.
  • Cumplir las medidas de seguridad e higiene que se adopten.
  • Y en general, los demás deberes que se establezcan en el contrato de trabajo.

Establecimiento de metas con objetivos a corto plazo

Marco Franco

0

Establecimiento de metas con objetivos a corto plazo

Enero, al ser el inicio de año, es un mes en el que muchas personas aprovechamos para redefinir nuestra vida después de la reflexión de fin de año, por lo que es un buen momento para conocer cómo establecer de manera sencilla metas con objetivos a corto plazo que nos permitan alcanzarlas.

Antes de empezar es importante aclarar la diferencia entre metas y objetivos: las metas son más amplias, son el fin último al que se quiere llegar; por su lado, los objetivos son pequeños pasos específicos y medibles para alcanzar la meta.

Habiendo aclarado esto, para que un objetivo esté bien planteado requerimos seguir los siguientes pasos:

  • Plantéalos de forma positiva, ¿qué es lo que quieres que suceda?
  • Asegúrate de que dependan de ti y sean acerca de ti, ¿qué vas a hacer?
  • Establece las métricas de medición con precisión, ¿cómo vas a a saber que ya lo lograste?
  • Defínelo de manera que sea realizable, describe los pasos en los que puedes dividir tu meta en objetivos más pequeños.
  • Ponle fecha para llevarlo a cabo, ¿cuándo lo vas a lograr?
  • Considera los recursos necesarios, costos y consecuencias, ¿cuánto te va a costar económicamente, físicamente y emocionalmente?, si no tienes lo necesario, ¿dónde y cómo puedes conseguirlo?

Ya tenemos los pasos para formar objetivos, sin embargo, la parte más importante para alcanzar la meta es comprometernos con ella; algunos consejos para ello son:

  • Escribe tus metas: si las plasmamos en papel y lo ponemos en un lugar donde podamos verlo constantemente, nos será más fácil recordarlo y enfocarnos en ello. Es importante que les pongas la fecha límite para lograrlas.
  • No establezcas más de 5 metas al mismo tiempo: de esta manera podrás concentrar tu esfuerzo y será más difícil que te canses y te des por vencido.
  • Establécelas cuando estés de buen humor: si lo haces un día que te sientas triste, enojado o frustrado lo más probable es que definas metas que no te motiven.
  • Compártelas con las personas más cercanas: esto te generará automáticamente un compromiso aún mayor, además de que contarás con personas que te estarán recordando tus metas y te apoyarán en lo que les sea posible para que las logres.
  • Empieza hoy: si cada día haces un avance aunque sea pequeño te mantendrás motivado y lo verás aún más alcanzable.
  • Recompénsate: cada vez que tengas avances significativos reconócelos y regálate algo, puede ser tiempo para ti, comer algo que te encante, ir a algún lugar, lo que sea, lo importante es que te premies y te reconozcas.

¿Cuáles son tus metas?